MI HERMANO “BON AMI”

Adrian 217

Cuan difícil es hallar  un buen amigo?   se puede estar rodeado de mil personas,  pero no  significa que todas te aprecien, la multitud esta frecuentemente en los banquetes, donde hay el buen vino, y este la algarabía…   Más  al buen amigo se lo conoce en la adversidad,  visitando en la cárcel o el hospital, así es mi hermano Adrián un “bon ami”, siempre ha sido fiel, ayudando, a cada quien según su necesidad. 

De sus gustos y preferencias, puedo destacar que le gusta la buena cocina,  cada fin de semana es el mejor chef,  ver documentales del Universo…  !le maravilla!, le gusta sintonizarse con lo inescrutable… y de música….  Vivaldi lo eleva a otra dimensión,  sintiendo cada nota  entonándose en su interior,  sus mascotas preferidas siempre fueron los felinos, es  innata  la atracción por los gatos,  los consiente y atiende como a un ser querido, por todo detalle mencionado  puedan darse cuenta  que “bon ami”,  es una persona netamente  genial.

Medita en la vida, en el amor y el perdón; lo que más aprecia en los humanos, es la  sinceridad  que brille como la aurora boreal…  Más siendo amante de la naturaleza, valora una puesta de sol, la brisa cuando mece la arboleda,  los pajaritos en su trinar, la armonía y la paz que se halla en la creación, y dar gracias a Dios por su generosidad…  Todo lo que sucede para él tiene un propósito, y nos insta a no quejarnos de las penas, siendo que esta  nos moldean hasta alcanzar  madurez  emocional, y espiritual, así estaremos capacitados para soportar las tormentas,  sintiéndolas como un grato aguacero, porque  el alma se ha revestido de fortaleza y gracia.  En conclusión, nos enseña a valorar  lo que tenemos, porque siempre habrán más desafortunados que desearían tener un poquito de lo que el destino nos ha dado.   Así es el corazón de “bon ami”,  pura esencia de jazmín  -Anydey-

 

Anuncios

Un comentario sobre “MI HERMANO “BON AMI”

  1. “Todo lo que sucede para él tiene un propósito, y nos insta a no quejarnos de las penas, siendo que esta nos moldean hasta alcanzar madurez emocional, y espiritual, así estaremos capacitados para soportar las tormentas, sintiéndolas como un grato aguacero, porque el alma se ha revestido de fortaleza y gracia. En conclusión, nos enseña a valorar lo que tenemos, porque siempre habrán más desafortunados que desearían tener un poquito de lo que el destino nos ha dado” (; AMÉN

    Le gusta a 1 persona

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s